domingo, 22 de abril de 2018

El disimulo.

El disimulo.
Vivir en el silencio
para  buscar la tranquilidad
frente a la escasez  generalizada,
 convertido
en un canto común por estas calles.
Siempre el mismo corro
el salario,  los precios, el transporte.
La esperanza  de vida  le canta a la muerte.
Todos ven hacia el horizonte
                         buscando una brisa fresca
el silencio es  enorme
el miedo a los patriotas cooperantes
que te pueda denunciar
a los militares o a la policía para
venderte por una bolsa de comida.
Evitar que algo  te pase.
El mejor refugio es el disimulo
por estos senderos
del callar
vino tu nombre
a visitarme a refrescar
como un buen
ventarrón.






sábado, 21 de abril de 2018

Vivencias de la familia.

Vivencias de la familia

Los domingos  estrenábamos  trajes,
En línea recta nos llevaban
a  los catorce hermanos
en silencio, para ir a misa.
Esta fue mi casa
 un día
con la puerta abierta
o de un solo empujón se  abría.
El  zaguán que  a veces estaba oscuro
donde mis hermanas
se despedían a sus novios con besos y caricias.
La sala de visita
con sus grandes muebles blancos,
el primer patio llenos de matas y flores
que desaparecían cuando
 había fiestas y
se convertía  en  salón de baile
En línea recta
 otro patio
y  la cocina
era el lugar predilecto
para las visitas cuando  iban a tomar café
 con mi mamá siempre presente.
La biblioteca
con el escudo de familia,
los retratos de mis trece hermanos
 y una copia de la acta de independencia.
De los libros y más libros
 salía la historia de la familia
 El recuerdo en mi litera
con los retratos de mi papá,
parado en  la entrada del zaguán,
viendo a mi hermano más pequeño
Jugando a la pelotica de goma
 Con sus amigos.
Esta es mi calle entre
  San Juan y el Paraíso.







.



viernes, 20 de abril de 2018

Atmosfera de Ausencia.

Atmosfera de Ausencia
La  lámpara sentimental
empaña detrás de los  limites
entre la solidaridad  y la amistad,
con los amigos somos solidarios
siempre el circulo pequeño,
nuestra mirada no ven a los otros
no somos solidarios
con lo que no conocemos.
Nuestra vida sola y  vacía
y  nuestra entrega al amor parcial
y utilitario
no existe la temeridad y la locura
en las cosas reales,
las percibimos  con miedo.
No hay un solo requisito de ternura
 endurecidos
con nuestro sentido
de la vida.
Tenemos amor en un tiempo fragmentado.

Traigo.

Traigo
Vengo a buscarte, hermano porque traigo el poema
que es traer al país en la espalda.
Traigo sueños, tristezas, alegrías
un país quebrado como un cántaro
ideologías rojas llenas de moho
cada una de las almas de los que nos gobiernan
frente a ello, solo el germen de la rebelión
traigo un árbol
con suficiente resinas amorosas
que me regalaron.
" Las niñas que siembran "
También traigo
la muerte para asustar a todos
lo que juegan con la muerte.
Vida para alegrar a los mansos y tiernos
que están ilusionados con el gobierno
esperanza y uva para hacer el mejor vino
para los dolores que el día a día tre
esta tragedia.
Pero traigo antes de todo
un deseo violento de abrazar,
atronador.
Quiero hacer con los abrazos
un solo abrazo dulce
que rodee el país.

jueves, 19 de abril de 2018

Lluvia de resentimiento.


Lluvia de resentimiento
Recuerdo ahora desde mi corazón.
El miedo cuando toca a la puerta
desde el terror que logra enmudecer
como una tiniebla
de palabras duramente aplicadas,
a una herida.
He comprendido  lo difícil
de vivir estos momento en el país
hoy nos gobiernan rufianes
que son amados por un pueblo de mendigos.
El misterio del amor entre
rufianes  y  mendigos
todavía no lo he podido entender.
Los otros ciudadanos
cada uno  por su cuenta,
ahogado  en su vida cotidiana
siempre hablando el mismo tema,
cada día mas flaco y envejecido.
Todavía se puede ver algunos rostros felices
a pesar del odio que han sembrado
algunas bestias y lo han regado
con la lluvia del resentimiento
pero entre amenazas  nace
alguna esperanza
porque se  encontraron con el alba
de regreso
era  igual de tersa
También igual que yo
Un hombre apenas
Como siempre un hombre.












miércoles, 18 de abril de 2018

Locura.

 Locura
¿Donde entretejen los brazos de los amigos?
Recuerdo los gritos desafiantes
frente a la policía.
Se   han ido borrando
en la memoria de la gente,
 de sus labios solo sale
la palabra hambre.
Pero de los labios
 de las muchachas vírgenes
saltan ,el amor  en fin
es simplemente una palabra
a la hoguera terrestre de sus senos.
Es la  realidad de un país
 que fue asaltado por delincuentes,
debajo del ruido de la metralla
estas bestias  con su ramos de odio.
Somos victimas de un país
que en otros tiempo
se creía una potencia.
¿En que parte de nuestra historia
ha quedado su locura?.








martes, 17 de abril de 2018

La palabra y su sombra.

La palabra y su sombra
La palabra revolución con su sombra
se los comieron los recuerdos.
La sombra ha tomado
los bellos espacios de la ciudad
todo lo ha llenado de basura y descuido,
la delincuencia ha hecho su trabajo
 deja que la soledad  llene todos los recodos.
Las mujeres bella se han ido
con el ritmo de diáspora
Otras   han quedado
entre  huesos y  piel
sin limite
la bella tristeza es parte de su ser.
La palabra y su sombra
opaca los sentimientos
hasta volverlo polvo
en este duro tiempo
de la boca salen palabras de muerte
tendremos que hablar
del mañana del alba
 de todas las cosas
cuando renazca.